lunes, 18 de octubre de 2010

Remedios caseros para la cistitis

Muchísimas mujeres experimentan cistitis en algún momento de sus vidas, y de hecho en general cuando se experimenta una vez es muy probable que se repita. La cistitis es una infección urinaria que puede producir gran malestar en la mujer, y que es necesario combatir a tiempo si no queremos que su presencia se extienda demasiado...
Por ello los remedios caseros para la cistitis que ofrecemos hoy te ayudarán a reducir la infección de forma efectiva, y de hecho también pueden ser utilizados a modo de complemento del consumo de antibióticos.
Hay varios jugos que puedes tomar para combatir la cistitis. El jugo de arándanos rojos, de pepino y de perejil es considerado los remedios caseros más efectivos contra la cistitis. Consumiéndolos de forma regular limpiarás tu organismo, y además actuarán contra las bacterias que están causando la infección.
Puedes consumir un vaso de zumo de pepino combinado con una cucharadita de zumo de limón, una hoja de diente de león y hierba gallinera. Este remedio casero es muy efectivo contra este problema de salud. La tintura de Equinacea también puede ser incluida en la mezcla si lo prefieres.
También puedes consumir entre 3 y 5 gotitas de aceite esencial de sándalo combinado con trozos picados de raíz de jengibre hervidos en agua.
La cebada mezclada con mantequilla de maní, la uva, zumo de zanahoria y las cerezas y arándanos también se recomiendan para combatir la cistitis.
En términos generales es recomendable mantener la región pélvica caliente y hacer reposo para que el sistema inmune ataque las bacterias que causan la infección. Evita encuentros sexuales, alcohol y comidas con azúcares refinados, que pueden tener un efecto negativo sobre la cistitis.
La cistitis es una enfermedad caracterizada por la inflamación de la vejiga urinaria independientemente si está acompañada de una infección o no. Si hemos tenido la oportunidad de ver a alguien con cistitis (o la desgracia de haberla sufrido individualmente) se sabrá lo dolorosa y problemática que es esta enfermedad.
Existen diversos tipos de cistitis, los cuales están determinados por unas cuantas causas. Entre estas variedades de cistitis se pueden encontrar la cistitis tuberculosa, la cistitis química, la cistitis intersticial y la cistitis glandular.
El arándano rojo está relacionado de manera muy estrecha con las enfermedades urinarias desde que un estudio realizado en el año 2005 por el Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Clínic de Barcelona concluyó que esta fruta tiene una importante actividad en contra de las bacterias que afectan al sistema urinario.
Pero más recientemente, en el mes de septiembre pasado, la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard ha llegado a la conclusión de que si todos los días tomamos unos 300 ml de zumo de arándano rojo reduciremos notablemente los riesgos de contraer infecciones urinarias.
El arándano es un arbusto bajo o una vid que produce una fruta (baya) que también se llama arándano. El fruto se usa para hacer medicamentos.
El arándano se usa más comúnmente para la prevención y el tratamiento de las infecciones del tracto urinario (ITUs). El jugo de arándano parece ayudar a prevenir las ITUs, pero hasta el momento no parece ser eficaz para el tratamiento de las ITUs.
El arándano también se usa para el tratamiento de la vejiga neurogénica (una enfermedad de la vejiga) al igual que para desodorizar la orina en las personas con incontinencia urinaria (dificultad para controlar la micción). Algunas personas usan el arándano para aumentar el flujo de orina, matar los gérmenes, aumentar la rapidez con la que sana la piel, y para disminuir la fiebre.
Algunas personas usan el arándano para la diabetes de tipo 2, el síndrome de fatiga crónica (SFC), el escorbuto, la inflamación del recubrimiento de los pulmones (pleuresía), y el cáncer.
En los alimentos, la fruta del arándano se usa en jugo de fruta, mermeladas, y salsa.
El arándano es una fruta que suele crecer en las partes frías del hemisferio norte, y tiene múltiples propiedades medicinales.
La cistitis es la inflamación aguda o crónica de la vejiga urinaria, con infección o sin ella. Puede tener diversas causas, la más común de ellas es la infección por la bacteria Escherichia Coli. Pero para que una bacteria produzca cistitis debe primero colonizar la orina de la vejiga y posteriormente producir una respuesta inflamatoria en la mucosa vesical. Esta forma de cistitis afecta a personas de ambos sexos y todas las edades.
La cistitis puede tener distintos síntomas como fiebre, vómitos, dolor de lumbago, dolor en el aparato reproductor, dolor al orinar, generalmente es muy dolorosa se reconoce por ser la peor causante de sufrimiento entre todas las enfermedades terminadas en titis (gastritis, amigdalitis, meningitis etc.)
Te doy algunos consejos útiles para prevenir o disminuir los síntomas:
-En cuanto se presenten los primeros síntomas tome abundante líquido, por lo menos 8 vasos.
-Prepárese una infusión de hojas de árbol de peras, conteniendo 100 gramos de hojas por litro de agua, déjela descansar ½ hora antes de tomarla.
-Para ayudar a disminuir la sequedad que la cistitis produce en el organismo prepárese una infusión hirviendo 1 litro de agua con una manzana grande cortada en cuatro por 10 minutos, dejar enfriar y beber 2 tazas diarias.
-Para aliviar la inflamación contenida en el aparato urinario es muy recomendable el perejil, puede preparar infusiones con él o consumirlo crudo en las ensaladas en ambos casos con magníficos resultados.
Por Carlos Dan, Grettel Perazza

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario, nos agrada tu visita y que sea de provecho lo que aquí encontraste.

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.